jueves, 4 de febrero de 2010

LA BELLA Y LA BESTIA


Artur Mas emula a Sarkozy y anuncia un Govern con independientes.Todos queremos ser Sarkozy y tener una mujer como la Bruni. La falta de talento y de originalidad nos está convirtiendo en una sociedad de clones capitaneada por más clones. Clones con mujeres con tacones y vestidos de Armani. La inseguridad y la falta de autoestima es la culpable de que a veces, muchas mujeres tengan la necesidad física y química de estar divinas, aunque para eso se tengan que torcer la nariz en un quirófano. Y muchos hombres necesitan el triunfo para agradar a sus mujeres aunque físicamente estén hechos una piltrafa. Cierto es, que hay mujeres inteligentes en el mudo de la política, pero la mayoría están solas, son poco agraciadas o tienen un marido que se lo monta con la becaria en sus narices. A mí me gusta la Bruni porque canta. Perdón, ya no. Dejó de cantar al conocer al presidente. Y me gusta Leticia Ortiz como comunica. A no, ya hace años que no abre la boca si no es en presencia de su maridito. Nos creemos que somos modernos y diferentes pero la verdad es que cada vez estamos más chapados a la antigua. Tenemos una ministra de igualdad pero los hombres y las mujeres seguimos cometiendo los mismos errores. El otro día escuche en un programa de televisión como Jorge Javier le decía a la Esteban: “te tenías que operar, que estás haciendo televisión y no podías salir en pantalla con la pinta que llevabas” Le dijo la sartén al cazo. Porque no me negaran ustedes, que Jorge Javier presenta estupendamente bien pero que tampoco es George Clooney…

:-) A LA VIDA


Hoy he recibido una de las mejores noticias de mi vida. El ayuntamiento de Barcelona, me ha comunicado por mail, que el pozo de extracción de arena para construir el túnel del Ave no se hará delante de mi casa como estaba previsto, sino dos calles más a la derecha. ¡Bien! No morirán mis plantas ahogadas por el polvo, los chinitos del bar de abajo seguirán haciéndome el café cada mañana y el quiosco no tendrá que cerrar y me podrá seguir vendiendo el periódico a diario. ¡Ya no estamos arruinados! Porque esto era lo que significaba ese maldito pozo delante de mi casa. ¡La Ruina! Sobre todo para los que tienen un negocio y lo tienen que cerrar durante los meses que duren las obras. ¿Lo peor de esta historia? Que mi alegría va unida con la desgracia de mis vecinos. Los que viven a dos calles de mi casa. No es justo. La única solución pasaba por no agujerear la ciudad de Barcelona y dejar la Estación de Sants como referencia. Es como la Atocha de Madrid. ¿Verdad que no hace falta que el AVE llegue a Atocha y a Chamartín? Pues eso. Pero mis vecinos no pedíamos que el AVE no atravesara la ciudad, pedíamos que lo hiciera por el litoral. El AVE POR EL LITORAL se podía leer en las pancartas. Yo nunca colgué la mía. No me pareció justo. En el Litoral también viven personas. Me repugnaba la idea de que perforaran mi calle pero no me parecía correcto pedir que perforaran la de otro. Mi pancarta decía NO AL AVE y punto. Y creo que hoy he sido recompensada por ello. A veces, la vida te sonríe. Pero creo que es porque yo la sonreí primero a ella.