miércoles, 28 de diciembre de 2011

Dia rojo

Todo el mundo es sensible. Me decía el otro día alguien. Lo que pasa es que unos lo expresan más y otros menos.

Yo, no estoy para nada de acuerdo con esta afirmación. Y no les hablo de asesinos y psicópatas que necesitan matar para sentir. Sentir es una cosa y tener sensibilidad otra muy diferente.
Luego está la susceptibilidad. Tu no eres sensible, eres susceptible. Dicen algunos

SUSCEPTIBLE: [Persona] quisquillosa,que se ofende fácilmente

Yo a veces soy demasiado sensible. Esto me hace sufrir y no es bueno. Me quemo con demasiada facilidad. Y no es que la gente que me rodea viva rodeada de fuego, creo que no. Pero a mi el fuego me quema cada día más. Me gusta sentir calor, pero cuando es demasiado, me ahogo. Me ahogo y me quemo.

Sé que si me acerco demasiado al sol tendré que salir corriendo hacia el polo Norte y el frío no me gusta nada.

Hoy estoy triste. Tengo un día rojo y no puedo parar de llorar.



sensibilidad
Tendencia natural del hombre a sentir emociones,sentimientos: su gran sensibilidad le hace echarse a llorar por cualquier cosa.

Un amigo me ha dicho hoy:



La madurez se caracteriza por saber cosas como "Sé que tengo un dia rojo y no voy a tomar ninguna decisión importante. Una dormidina y a dormir!"





viernes, 9 de diciembre de 2011

Melancolía



- Te veo tranquila.
- si?
- Será que ya no pienso en el futuro.
- Eso es porque lo tienes.
- No
- No qué?
- Que no sé a que te refieres. Estoy tan perdida como tu.
- Hacemos vida de adolescentes
- Es cierto
- la crisis cada vez es mas bestia
- que harás cuando cierren tu curro?
- no sé. Tu eres una superviviente.
- Es verdad. Eso de la tele ya no da dinero.
- Y que haremos?
- Ni idea
- La cosa está mal.

La costa está mal, todo el mundo lo sabe. Todo el mundo lo dice pero nadie hace nada. Hay alguien que hace tiempo que me dice algo muy bestia: Los judíos no se quejaban, no decían nada y los llevaban a los campos de la muerte.

Yo siempre le digo: ¡No seas bestia! y me hago la loca. Pero hoy, conversando con mi amigo. he pensado que tenia razón. Estamos sentados. Esperando algo. Mirando como el planeta Melancolía se acerca a la tierra y nos aplasta. ¿Que podemos hacer? Yo antes era de las que tenia miedo. Ahora soy de las que pasa de todo y creo que mañana seré de las que actúan. Pero todavia no divisio demasiado bien el Plan B. Sé que está allí. Lo veo a lo lejos. Pero no muy claro.

Lo que está claro es que Melancolía cada día está mas cerca.

lunes, 5 de diciembre de 2011

Inmortals

La seva tendresa, la seva manera de dir les coses, la seva claredat, la seva senzillesa, el seu sentit de l'humor... no ho sé. Però la Marina Rossell em fascina des de el primer dia que la vaig veure. Va ser en un programa molt boig que feia a BTV, es deia NO TENIM CRITERI i bàsicament fèiem el que ens donava la gana. Cada setmana anàvem de concert, al teatre o al cine i si alguna persona ens emocionava, la convidàvem al programa. A mi la música de la Marina sempre m’havia agradat, però així com de petiteta m’havien portat a veure al Llach i al Serrat, doncs a la Marina no. Desprès de l’entrevista, ella molt amable em va convidar a veure-la a la plaça del rei. I va passar. Va passar una d’aquelles coses màgiques que passen tant poques vegades a la vida. Almenys a mi. Que la musica et transporta, t’emociona i et fa sentir. La Marina em va fer sentir aquell dia i sempre que la he vist cantar en directe. L’última vegada al Gran teatre del Liceu. Vaig portar a la meva mare i les dues vam acabar plorant amb la mare de deu del mon. Una de les cançons mes boniques que he sentit a la vida. Aquesta sensació de que us parlava, també la vaig sentir fa molts anys al Palau de la Musica. Els meus pares em van portar a veure un Sr, que deien que era molt bo i que cantava en francès. El Sr era George Moustaki. Vaig descobrir que mai estaria sola perque sempre tindria Ma Solitude. Casualitats de la vida, ahir vaig estar tot un viatge amb cotxe intentant posar un vídeo d’aquest concert al Youtube del I-phone per ensenyar-li al meu company, però no es carregava. Avui, he posat la tele. Tv3. I he vist a la Marina Rossell, amb una tendresa descomunal, com li cantava al Gran Moustaki la seva canço “le Meteque” amb català. Increible. Magia. Quan ha acabat, el Moustaki li ha dit Brava i li ha fet un petò. Jo a casa no he pogut evitar la plorera. Sí, soc una ploramiques, per no m’importa. Ho he trobat molt bonic, però he de confessar que m’ha fet molta pena veure al Moustaki tant gran i malalt. Quan la Marina l’ha vist, amb l’entusiasme que la caracteritza li ha dit: Estamos vivos!!! Que gran ets Marina. Et tinc enveja i admiració. Enveja, perquè ni tu ni el Moustaki morireu mai. La vostre música us farà sempre immortals.