viernes, 2 de mayo de 2014

RABIETA



 


  • La envidia es muy mala. La gente que la sufre, realmente la sufre.  
Notas que se  ponen muy nerviosos cada vez que tu vas a hacer algo bonito, importante o divertido.
Su tono de voz cambia, su mirada se desvía 
  y tu no entiendes que pasa.
Lo sufre él, con lo que a ti esto debería darte igual. Pero no.
La gente envidiosa no suele conformarse con su rabia. 
La proyectan contra ti pero jamás reconocerán que es eso. 
Malas caras, pocos argumentos, mal rollo disfrazado de ansiedad.
 Es todo muy raro. 
El tiempo y las repetidas ocasiones en que este ser se
 comporta de modo extraño y maleducado, 
hace que te des cuenta
de que el problema es que siente envidia de ti. 
Compite contigo. 
Juega solo una guerra absurda contra ti. 
Lo más lamentable de eso  es que algunas veces, esta persona, es 
 
TU PAREJA
 
Hay algo mas triste,más cutre y rastrero 
que alguien que te quiere
no se alegre de que las cosas te vayan bien?
Bueno, igual no te quiere... 
puerta y a otra cosa mariposa. 
Que mala es la envida 

Como dice mi querido amigo Spin:  
Chúpate esa marquesa que la traen de fresa y toma del frasco carrasco  

1 comentario:

  1. La vida en pareja es una olla a presión en la que algo se cocina, si no se controla la intensidad del fuego o los tiempos existen riesgos. Si algo falla explota o se quema, mejor coger las cosas a tiempo y rehacer. La vida en sociedad es un marasmo en el que nos enfrentamos a nosotros mismos con otras caras, la vida en pareja podría ser tu entorno social comprimido en uno, y no es fácil ¿alguien dijo que lo fuese? Si tu alegría no es la suya y viceversa apaga y vete.

    ResponderEliminar